A MIS 14 AÑOS JOAN SEBASTIÁN ME TOCÓ

Share

En exclusiva te presentamos la historia de Marisol Castro, quien rompe el silencio y narra la situación en la que se vio envuelta cuando ella solo era una niña, llena de sueños y con la ilusión de ser cantante.

La también cantante de Regional Mexicano nos compartió cómo es que, a sus 14 años de edad, en su natal Nuevo Laredo, audicionó para poder cantar a lado del Rey del Jaripeo, quién en ese momento se encontraba en la cúspide de su carrera.

“El delegado de la ANDA aquí en nuevo Laredo en ese tiempo era muy conocido por la familia de nosotros, él le comentó a mi mamá, le habló por teléfono para reunirnos y todo y dijo que iba a ser muy sincero que él (Joan Sebastián) era una gran estrella y que no veía posibilidades de qué yo entrara porque pues yo tenía entre 14 o 15 años, además de qué por mi estatura sí me veía alta, pero yo era muy aniñada o muy chiquilla…”

Luego de ese casting, su vida cambió por completo, pero no como ella pensaba a través de la fama y un sueño cumplido, sino por la amarga experiencia que vivió al ser acosada y abusada por el cantante.

“En la audición teníamos que cantar la canción ‘Rumores’, esa era la prueba, entonces él era una superestrella, subí yo a cantar, canté dos canciones y aparte me dijeron que hiciera los coros de esa canción. Después le hablaron a mi mamá y le dijeron ‘tu hija si quedó’, o sea, imagínate, para mí fue algo que no podía creer, de hecho, el mismo delegado le dijo a mi mamá ‘tu chamaca tiene mucha suerte porque de todas es la más chiquilla’… en ese tiempo yo me sentí súper feliz”.

Cuando Marisol conoció a Joan jamás se sintió atraída por él, ya que él era un señor mayor y ella aún una niña.

“Cuándo yo conocí al señor, déjame decirte que yo me impresioné, pero cuando lo vi no me gustó porque en ese tiempo me hubiera gustado un chavo de mi edad, él estaba alrededor de los 50 o 40 años no sé bien, pero era un hombre ya adulto con arrugas, muy delgado y cuando me vio lo primero que hizo fue abrazarme y yo pues sentí bonito porque no medí las consecuencias”

Fue al terminar su actuación que el señor Sebastián tomando ventaja de su posición le hizo ‘caricias indebidas’

“Yo canté sola y cuando yo salgo del escenario él me vuelve a abrazar… Después me empezó a hacer caricias indebidas. Yo pensé, te lo digo sinceramente, yo pensé que eso era normal, pensé que yo le gustaba y él decía ‘yo te voy a grabar un disco, tú vas a ser mi ahijada y todo va a ser bien bonito, en México vas a estar conmigo, yo te voy a cuidar”.

“Aparte yo le decía que no, que no era correcto, pero yo pensaba dentro de mí ‘pues es que a lo mejor quiere ser mi novio’, todavía llegué a pensar que él quería ser mi novio”.

Marisol declaró estar segura de que la gente que iba con el ex esposo de Maribel Guardia sí sabía lo que estaba pasando y que fueron sus cómplices ayudando también a entretener a su madre.

“Hay gente que estaba ahí, yo estoy segura de que cerraron la puerta a propósito y entretuvieron a mi madre”.

Al tener sospechas de que ‘algo no andaba bien’ su madre se vio obligada a forzar la puerta para entrar y cuando lo hizo y se dio cuenta de lo que estaba sucediendo se enfureció y se llevó a Marisol a jalones.

“Cuando mi mamá toca la puerta y la fuerza para entrar… es algo de lo que me avergüenzo mucho ¿me entiendes?, yo sentía y siento mucha vergüenza porque mi mamá me dijo ‘¿qué está pasando?’, me jaloneó y me dijo unas cosas feas fuertes… “yo tenía la falda subida, estaba despeinada y mi mamá me jaloneó y me dijo bien feo… A partir de ese hecho todo cambió mucho y ella empezó a tener muchos conflictos conmigo”.

Marisol jamás se imaginó que arrastraría las consecuencias, por querer cumplir un sueño, durante tantos años y confiesa que se atrevió a denunciar el abuso sufrido después de tanto tiempo gracias a su terapeuta.

Declaraciones de Marisol Castro.

WordPress Appliance - Powered by TurnKey Linux