Para vivir mejor

Repara el pasado y vive un presente con felicidad

 Si fuera tan fácil como apagar una vela, el poder olvidar ese pasado que martilla en nuestra mente, ¡qué alivio y tranquilidad sería la vida para muchos que se encuentran en esta situación! 

  Pero retroceder para recordar esa época mala y luego sentirse culpable, definitivamente no es saludable. Y tampoco es recomendable concentrar los pensamientos en el pasado, porque el pasado no se va a repetir. Mirar al pasado es bueno solamente para tener ideas de cómo vivir mejor el presente. Vivir y revivir el pasado con sufrimiento, puede  alterar nuestra salud.

   ¿Cómo resolver estas situaciones 

en el presente?

  Si siente culpa porque cree que ha actuado mal, utilice ese sentimiento como la oportunidad para conocerse y para mejorar su autoestima. Y si la culpa comienza a transformarse en una espesa niebla que impide ver con claridad, que tal vez surge de la auto-condenación de no haber sido buen padre o madre, o quizás, de la rigidez de sus propios juicios hacia los demás, trate el tema con tus posibles acreedores: Su familia y despréndase de esa carga que quizá por años se ha impuesto.

En varias de sus obras Shakespeare alude a la necedad de consumirse uno mismo con el pasado. En un punto advierte: “Lo que ya ha pasado y si no sirve de ayuda, no debe servir de aflicción”. En otro de sus versos recuerda que: Las cosas que no tienen remedio, tampoco deben importarnos ya; lo hecho, hecho está.

  La Dra. Yinet Iturralde Muñoz dice que no debemos vivir anclados al pasado: “El arte de olvidar es esencial para el arte de vivir. Todos esos espantosos recuerdos que tan cuidadosamente ha ido almacenando en su cerebro, distan mucho de merecer que los conserve. Si lo trataron de forma realmente horrible, aprenda de ello, prométase no tratar así a los demás y perdone en el fondo de su corazón a tales personas. Si no puede perdonar, será porque elige seguir tomando una posición lastimera que solo va a proporcionarle mayor tiranía. Pero si olvida y perdona, se beneficiará. De lo contrario, será la única persona que sufra con ello”.

 Sobreponerte a esos sentimientos de frustración es la clave para encontrar la salud mental y física y así sentirte libre para responder a las necesidades de tu familia y de tu entorno.

  Estas actitudes sinceras y con amor reparan y compensan las faltas del pasado, venciendo esa culpa que te acompañó sin encontrarle una explicación válida.

  Lo más importante es que tu corazón sanará de esas heridas y comenzará a latir con alegría, sabiendo que nada se ha perdido y sobre todo para dejar todo los engaños, frustraciones, culpas y rencores en el pasado por siempre.

La obesidad, más que problema alimenticio es un dilema emocional

El sedentarismo, hábitos alimenticios nada saludables, poco ejercicio, son algunos de los motivos del incremento del sobrepeso hoy en día.

“Realmente no existe una única causa para la obesidad y el sobrepeso. Las causas van desde el aumento del consumo de alimentos, el sedentarismo, el estrés y factores genéticos”, asegura la doctora Ericka Escalante, coordinadora de la Especialidad en Obesidad y Comorbilidades de la Universidad Iberoamericana (México), quien considera que el tratamiento de una persona con obesidad debe incluir un acercamiento a la parte psicológica, y no enfocarse únicamente en la corrección de hábitos alimenticios.

  La doctora destacó que el estilo de vida actual genera altos niveles de estrés y ansiedad en las personas, los cuales son exacerbados por el estilo de vida moderno, así como un entorno en el que abundan alimentos con bajo contenido nutricional, altos en grasas y carbohidratos, y a precios muy accesibles, que pueden derivan en sobrepeso y obesidad.

  Bioquímica cerebral y neurotransmisores

La especialista indicó que la bioquímica cerebral y los neurotransmisores juegan un papel importante en el desarrollo de la obesidad, sobre todo con respecto a los efectos de gratificación en el cerebro que produce la ingesta de ciertos alimentos, un tema poco estudiado en las academias.

Uno de los neurotransmisores más importantes que tienen que ver con esta correlación es la serotonina, sustancia producida por el hipotálamo que inhibe el apetito y que aparece en niveles anormales en personas con depresión.

El apetito por ansiedad lleva a las personas a buscar comida alta en grasas y azúcares, que son carbohidratos y actúan como fuente de glucosa; produciendo una sensación de placer después de consumirlos.

Según un estudio realizado por la Universidad de San Francisco en 2008, dicho neurotransmisor puede intervenir en la acumulación de grasa, por lo que es posible que un déficit de ésta genere problemas de peso.

Tratamiento multidisciplinario

  Por ello, el tratamiento a las personas que padecen obesidad o sobrepeso, debe ser multidisciplinario e implicar un cambio total del estilo de vida: además de incluir las perspectivas de nutriólogos y médicos especialistas, también debe contar con el apoyo de psicólogos y expertos en el manejo de las emociones, afirmó la también coordinadora de la Maestría en Nutriología Aplicada de la Ibero.

    Sin embargo, lo importante es comprender que el tratamiento es ante todo un cambio de los hábitos nutricionales, y se debe dar el papel predominante a los médicos y expertos en nutrición, en tanto se investigan los agentes causales del padecimiento, finalizó.

      La obesidad un peligro latente

   México ocupa el segundo lugar de los países con mayor índice de obesidad en su población con 30%, superado sólo por Estados Unidos, con 33.8%. Los países con menor índice de obesidad son Japón y Corea, con 4%.

De acuerdo con un estudio dado a conocer por los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés) de Estados Unidos, cerca del 42 por ciento de la población estadounidense podría ser obesa para el 2030. Actualmente, 35.7 por ciento de los adultos estadounidenses (78 millones de personas) y el 16.9 por ciento de los niños y adolescentes del país (12.5 millones de menores) son obesos, es decir, su índice de masa corporal es de 30 o más.

  La obesidad se ha convertido en un problema para los estadounidenses. Por eso el seguro de salud se ha vuelto tan importante para cualquier persona con esta condición.

  Por ello es importante tener en claro que la obesidad no sólo es un problema alimenticio también requiere de un cuidado emocional, que no puede dejarse a un lado.

Una Siestecita

 Todos los días, desde que salimos del hogar, andamos a las carreras tratando de ganarle al reloj. Y, a lo largo de todo el día, practicamente es lo mismo; ir de un lugar a otro haciendo esto y lo otro, que no da tiempo de tomarse un pequeño receso y descansar. Sólo lo hacemos, y por mecanismo fisiológico, durante la noche. Pero a veces, este descanso no es suficiente. Porque esto afecta a nuestra imagen y a nuestra salud, sobre todo la del corazón. 

 Estos son los argumentos de los expertos que opinan que tomarse una ‘siestesita’ durante el día, podría resultar en extremo benéfico para el corazón. 

 Unos minutos o hasta una hora de siesta durante la tarde podrían ayudar a reducir las posibilidades de un ataque al corazón, según indica un análisis de profesores y estudiantes de la Universidad John Moores en Liverpool, Gran Bretaña. 

 Esto, según los investigadores, ocurre porque, en el momento antes de quedarse dormido en una siesta, ocurre un cambio cardiovascular que beneficia al organismo.  Además, la presión arterial disminuye. 

  “La reducción en la presión sanguínea quizás es una explicación del por qué es menor la mortalidad cardiovascular entre quienes toman siesta”, dijo Moores.

 Los científicos experimentaron con varias personas e identificaron que efectivamente, el comportamiento del corazón y la presión sanguínea atraviesan un cambio importante cuando entran en la etapa del sueño.

 Mientras tanto, otras investigaciones demuestran que cuando la persona despierta luego de dormir por la noche, la presión sanguínea aumenta; esto explicaría el por qué ocurren más ataques cardíacos durante la mañana. 

 Si una persona se acostumbra a dormir en las tardes al menos por unos minutos, el corazón entonces tiende a estar más tranquilo y relajado. Científicos a través del tiempo han demostrado los beneficios de dormir las horas adecuadas cada día, un promedio recomendado de siete a ocho horas.

 Otro estudio hecho con más de 23,000 personas en Grecia, donde es común la siesta al igual que en algunos países latinoamericanos, identificó que las personas que tomaban siesta redujeron en un 37% las probabilidades de padecer un problema del corazón, comparado con aquellos que no lo hacían. Y quienes sólo ocasionalmente tomaban siesta presentaron una reducción del 12%.

Aromas y alimentos que te liberan el estrés!

Hoy en día, quién no vive con estrés, de seguro que muchos, ya sea en el hogar o en el trabajo, llega un momento en que no podemos con tanto trabajo, que explotamos y nos volvemos locos, pero ¡alto! respira y cálmate!, o de lo contrario tu salud padecerá las consecuencias.

   Para calmar el estrés, aparte de los ejercicios que ayudan mucho, también juegan un papel importante los alimentos, y sus diferentes aromas, sí amigos, por lo mismo a continuación te nombro algunos de ellos que con solo sentir su aroma te calmarán y tu estrés desaparecerá

Unas ricas manzanas Verdes

 El aroma de las manzanas verdes es un desestresante muy natural y simple. Si no estás demasiado conforme con su gusto, puede servirte, porque ni siquiera necesitas comerla. Tan solo con respirar, oler e inhalar un poco de su aroma será suficiente para sentir un pequeño alivio sobre el peso general que cargamos en nuestros hombros.

El aroma de un té

 Beber té siempre nos ofrece una pausa y un respiro de la vida prensada y veloz en la que vivimos. Sin embargo, además de hacer una pausa hay ciertos tipos de té como negro, verde y oolong cafeinado que ayudan a estimular sectores de nuestro cuerpo que combaten el estrés. Tomar unas 5 o 6 tazas de té por día ayuda considerablemente a nuestro organismo.

  Lavanda

 El aroma de la lavanda es uno de los más deliciosos de la naturaleza y poder contar con un poco de ella en la oficina y en el hogar nos ayuda a respirar más sana y profundamente.

   Estos aromas fuertes fuerzan a nuestro aparato respiratorio a trabajar más profundamente y conseguir una mejor estimulación de todo el cuerpo. El efecto que la lavanda tiene sobre nuestro organismo es sumamente desestresante.

El aromático coco    

  El coco puede activar nuestro cuerpo para tranquilizarnos, tanto por su aroma como por sus sabores.     Al igual que la lavanda, el aroma del coco ayuda a abrir nuestros canales respiratorios y bajar nuestro ritmo cardíaco.

    Consumir coco también es una buena forma de bajar el ritmo cardíaco y aliviar un poco el cuerpo y la mente del estrés diario.

La rica menta

  La menta cuenta con un sabor y un olor muy peculiar el cual no es del agrado de todo el mundo. Sin embargo, si te cuento que varios estudios han considerado a la menta (en todas sus formas, desde las hojas, pastillas, gomas de mascar y aguas saborizadas) como un excelente relajante, tal vez la mires con otros ojos.

   Además de contar con un rol desestresante, oler un poco de menta cada 2 horas hace que nuestro apetito desaparezca y que nos olvidemos de comer.

Chocolate negro  

  Varios estudios han descubierto que consumir chocolate negro disminuye los niveles de cortisol y catecolaminas, estas son dos hormonas asociadas con el estrés y la ansiedad.

   Consumir chocolate negro puede hacernos bajar a tierra, pero no abuses, ya que el exceso de calorías puede hacerte ganar peso y, por ende, otro tipo de estrés.

Carbohidratos

   La serotonina es una de las hormonas que hacen que nuestra mente y nuestro cuerpo se sienta "bien". Podemos estimular la creación de serotonina consumiendo carbohidratos.

   Los mejores carbohidratos que podemos consumir provienen de los granos. La harina de avena y la quínoa son dos fuentes muy fuertes de las mismas y éstas nos ayudarán a sentirnos mejor.

 

Anunciese Advertise your Business

(323) 586-9199

4850 Gage Ave. Bell, CA 90201

Our Business is to bring YOU Business!

Joomla25 Appliance - Powered by TurnKey Linux