Columnistas y Comentaristas

¡Consumir con Responsabilidad!

Hay que estar conscientes de lo que en productos y/o servicios adquirimos

Información de SEMARNAT

  Vivimos en una sociedad que favorece el consumismo, nos hemos convertido en la generación de usar y tirar. La publicidad nos bombardea con anuncios cuyo objetivo no es nuestro bienestar, sino hacernos engranajes de un sistema que reduce a las personas al papel de consumidores sumisos.


  Como consumidores, último eslabón del sistema económico, tenemos una responsabilidad, pero también tenemos un poder, aunque si bien es cierto que mucho menor en relación a la primera. Con nuestra forma de consumir podemos influir en la marcha de la economía y del mundo de una forma directa. Un consumo consciente y responsable, orientado al fomento de actividades satisfactorias para la naturaleza y las personas es una gran contribución y un decisivo instrumento de presión frente al mercado.
  Recuerda, entregar a las futuras generaciones un planeta donde puedan tener una vida digna depende de lo que hagamos hoy.

   Cuando compres:
•Adquiere sólo lo que necesites; recuerda que no vales por lo que tienes, sino por lo que eres.


•Adquiere artículos por su contenido, no por lo atractivo de su presentación. Revisa la información en la etiqueta y compara precios.   


•Prefiere productos con empaques fabricados con materiales reciclables; con ello contribuyes a que se consuman menos recursos naturales.


•Compra productos empacados de forma más sencilla y con menos plásticos.


•Reduce al mínimo el uso de productos desechables.


•Si tienes opción, elige envases retornables.


•Prefiere los productos cuyos envases de plástico tengan el logotipo de reciclable o reciclado.


•Reutiliza las bolsas del súper para las compras, separar los residuos y recoge los excrementos de tu mascota, entre otras opciones.


•Compra limpiadores y productos de limpieza que en la etiqueta diga que son biodegradables.


•Si depositas el papel higiénico en el escusado, cómpralo blanco, ya que el de color contamina el agua.


•Compra de preferencia productos elaborados localmente.


•Nunca compres productos derivados de especies en peligro de extinción, como corales, carey, huevos de tortuga, plumas de aves o pieles de animales. Existen artículos como zapatos, bolsas o cinturones elaborados con especies provenientes de criaderos legales; revisa su etiqueta de certificación.


•No compres animales exóticos como mascota. Ellos necesitan vivir libres en su propio ambiente.


•En Navidad, prefiere un árbol natural, revisa que haya sido cultivado en plantaciones forestales y que cumpla la norma establecida por la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales. Verifica la etiqueta que indica la procedencia del árbol. De esta manera ayudas a conservar los bosques y a las comunidades rurales del país.    

       
•Prefiere árboles con raíz para poder plantarlos más tarde en un jardín o una maceta.
  El entregar a las futuras generaciones un planeta donde puedan tener una vida digna depende del trabajo que hagamos hoy.

Joomla25 Appliance - Powered by TurnKey Linux