Notas de salud

Sedentarismo el camino a una muerte segura

  De acuerdo a diversos estudios la inactividad física es la segunda causa de muerte a nivel mundial. Es una epidemia mundial, que ataca todas las edades, géneros y condiciones.

"El sedentarismo es considerado en este momento la mayor amenaza para la salud de los seres humanos, contribuyendo con más de 5 millones de muertes al año, en el mundo, cifra superior a los muertos atribuibles al tabaco" señala el médico especialista en medicina del deporte, John Duperly.

Factores de riesgo
    La mala alimentación (el consumo excesivo de algunos alimentos que pueden en ciertos organismos causar daño), sumada al tabaquismo y el sedentarismo, son factores que incrementan la aparición de enfermedades no transmisibles, asociadas a problemas de circulación, enfermedades cardiovasculares.

    Un reciente estudio de un grupo de expertos, publicado en la prestigiosa revista médica The Lancet, señala que la inactividad física es la segunda causa de muerte en el mundo, luego de la hipertensión. De igual manera, enfermedades como la misma hipertensión que se ubica en primer lugar, el sobrepeso en quinto lugar, el colesterol alto en el sector, tienen factores asociados a la inactividad física.

   Los niveles de sedentarismo suelen ser más elevados en los adultos, que tienen una actividad insuficiente. Las ciudades en desarrollo y en crecimiento, suelen registrar altos índices de este problema (superpoblación, aumento de la pobreza, incremento de la criminalidad, mala calidad del aire, inexistencia de espacios recreativos).

   Según el Estudio Nacional de Factores de Riesgo de Enfermedades Crónicas, por lo menos un 52% de la población no realiza ninguna actividad física, y sólo un 35% la hace por lo menos una vez a la semana.

   El problema radica en que las enfermedades no transmisibles, como hipertensión arterial, alcoholismo, tabaquismo, obesidad, y dolencias cardiacas han aumentado los niveles de mortalidad en el mundo, y la falta de movimiento, contribuye al incremento de estas cifras.

El estrés continuo incrementa la diabetes

   El estrés alerta al organismo que hay  una situación de emergencia que involucra peligro para la persona. Pero si esta situación se prolonga puede traer consecuencias tales como enfermedades crónico-degenerativas, diabetes, hipertensión, obesidad central y hasta el cáncer.

   Así lo demuestran los resultados de una investigación de la Universidad Autónoma Metropolitana, Unidad Xochimilco (UAM-X) realizada en un grupo de trabajadoras costureras sometidas a estrés prolongado, y que fue dirigida por la doctora Margarita Pulido Navarro.

“El estrés prolongado juega un papel importante en el desarrollo de obesidad central hipertensión y diabetes tipo II, pues durante este episodio se vierte a la sangre glucosa almacenada en el hígado para enfrentar la situación".

  “Como consecuencia de ello se estimula al páncreas a producir más insulina, pero también se estimulará la producción de la hormona cortisoide (conocida como la hormona del estrés) que va a antagonizar la acción de la insulina e impedirá que ésta introduzca a la glucosa en la célula, lo que incrementará sus niveles en sangre. Entonces, hay más insulina que no puede ser asimilada hasta llegar a la hiperinsulinemia”, explica la investigadora.

Agrega que con el estrés prolongado habrá resistencia a la insulina, lo cual se establece como el principal componente del síndrome metabólico, precursor de diabetes, infartos, embolias, hipertensión y obesidad central.

   El estudio consideró a 199 obreras maquiladoras de costura, pero sólo a 98 se realizaron pruebas de sangre para analizar sus anticuerpos, que son proteínas que el organismo elabora para proteger células y tejidos de gérmenes dañinos.

  Fue así que la investigación reconoció que las trabajadoras participantes están expuestas a múltiples condiciones estresantes. Hechos como la incertidumbre por conservar el empleo; jornadas laborales extensas; rotación de turnos; horas extras impuestas (a veces sin sueldo); exposición a ruido, polvo o sustancias tóxicas.

   “El daño es por igual en hombres que en mujeres, pero por el hecho de que ellas ahora tienen que participar de la economía familiar y desempeñan un trabajo fuera de casa están expuestas a un doble estrés prolongado, por actividad laboral y la atención en el hogar, dice la experta.

vitaminas para fortalecer articulaciones ligamentos

Los ligamentos son bandas de tejido elásticos que tienen como misión unir los huesos en las articulaciones, permitiendo el funcionamiento muscular, la postura y facilitan la locomoción. Por tal importancia los tejidos en las coyunturas y los ligamentos requieren una serie de vitaminas para funcionar normalmente.
Cómo fortalecer las articulaciones y ligamentos

Vitamina E
La vitamina E es una vitamina soluble en grasa, lo que significa que, después de la ingestión, se aloja dentro de las reservas de grasa del cuerpo. La vitamina E puede apoyar la función del ligamento y promover la reparación del ligamento, lo que ayuda a prevenir o curar una lesión de ligamentos. El Linus Pauling Institute en la Universidad Estatal de Oregón indica que los suplementos de vitamina E ayudan a aumentar significativamente la tasa de curación de desgarros en el ligamento cruzado anterior, el ligamento en la rodilla. Consumir alimentos ricos en vitamina E, como las semillas y los frutos secos, espinacas, calabaza y espárragos, puede ayudar a asegurar que ingieras tu ingesta recomendada de vitamina E para proteger y apoyar a los ligamentos.

Vitamina A
La vitamina A, también conocida como retinol, puede ayudar a mantener las articulaciones y los ligamentos. La vitamina A desempeña un papel en el apoyo al sistema esquelético y del tejido blando. También actúa como antioxidante, protegiendo las articulaciones y los ligamentos del daño causado por sustancias químicas llamadas radicales libres. La vitamina A se encuentra en la zanahoria, la batata, la col rizada y el hígado.

Vitamina C
La vitamina C, o ácido ascórbico, es un potente antioxidante, la vitamina C protege los tejidos dentro de los ligamentos y las articulaciones del daño de los radicales libres en el tiempo, lo que ayuda a prevenir la enfermedad. Expertos indican que la suplementación de vitamina C para lesiones de ligamentos puede acelerar el tiempo de recuperación, ya que la vitamina puede aumentar la tasa de curación del mismo. Consume alimentos ricos en vitamina C, como cítricos, pimiento rojo, kiwi, guayaba, para nutrir tus ligamentos y articulaciones.

Mujeres con diabetes, corren peligo de infecciones en órgano reproductivo

 De acuerdo a especialistas las mujeres que padecen diabetes son blanco de infecciones, principalmente causadas por hongos o bacterias, por tener altos niveles de glucosa

Las afecciones en el órgano reproductor femenino pueden encontrar como detonador las bajas en el sistema inmunológico o por cambios en la acidez (pH) al interior de la vagina.

Otras causas por las que puede haber infecciones vaginales son los tratamientos prolongados con antibióticos de amplio espectro y/o corticoides, administración de anticonceptivos orales, obesidad, usar ropa muy ajustada y consumo de tabaco. Incluso los lavados vaginales pueden causar vaginitis debido a los cambios que produce en la flora.

Durante el periodo menstrual las mujeres bajan sus defensas, por ejemplo, son propensas a gripe, cuadros diarreicos e infecciones vaginales, y con mayor riesgo quienes tienen diabetes.

De acuerdo con expertos, las pacientes con diabetes mellitus que no cuiden sus niveles de glucosa, alimentación e higiene íntima van a presentar infecciones vaginales de repetición, y que después podrían desembocar en enfermedad pélvica, inflamación que sube al útero y de no tener un buen tratamiento se genera obstrucción en las trompas de Falopio o lesiones más graves, incluso perder el útero.

Algunas señales de vaginitis son la inflamación, ardor al orinar o al tener relaciones sexuales, picazón en la zona vaginal o algún tipo de flujo inusual. Asimismo, la secreción blanca, gris o amarillenta con fuerte olor que aumenta tras lavado con jabón son síntomas que acusan la presencia de bacterias; si el flujo es blanquecino viscoso y grumoso, como yogurt, puede deberse a hongos en el área, conocido como Candidiasis.

Share/ Comparta

Follow Us/ Siganos:

Suscríbase!

Registrese para información de lo que pasa en El Aviso Magazine. Enterese de concursos, eventos y más!

 
 
 

Respetamos su Privacidad

 
Joomla25 Appliance - Powered by TurnKey Linux