Edición Familia Finanzas

¿Tienes dificultad en pagar la calefacción?… LIHEAP te puede ayudar!

El frío del invierno, que todavía no vemos llegar como otros años, puede ser compensado con el placer de estar sentado en un hogar muy calientito. Prender la calefacción y sentarte en tu silla favorita para leer o a ver una película se siente aún mejor cuando afuera esta frío. Desafortunadamente, algunas familias tienen que escoger entre pagar una factura de calefacción cara y comprar comida o gasolina para los autos.  Normalmente se inclinan por las necesidades de la comida o del transporte. 

Afortunadamente hay programas de asistencia.  Uno de estos programas, el Programa Federal de Asistencia de Energía para Hogares de Bajos Ingresos (LIHEAP por sus siglas en inglés), ayuda a los hogares de bajos ingresos con los costos de calefacción o aire acondicionado, durante una crisis relacionada con la energía (como un aviso de cierre de tu compañía de servicios públicos) y con mejoras relacionadas con el clima. 

Si tú, un padre o un amigo están luchando para llegar a fin de mes este invierno, LIHEAP y otros programas similares podrían ayudar a mantener tu hogar cómodo. 

Hay que hacer una solicitud lo más rápido posible si crees que vas a necesitar asistencia.  El gobierno federal proporciona los fondos para LIHEAP, pero el programa se ejecuta por el estado.  El dinero se distribuye primero al que lo solicita primero y el estado da prioridad a hogares con niños, personas de edad avanzada o miembros de la familia con discapacidades.  En general los beneficios más grandes se dan a los hogares con más necesidad. 

Los estados abren sus solicitudes en diferentes fechas y debes hacer una solicitud para LIHEAP inmediatamente si crees que vas a tener dificultad en pagar la calefacción. 

LIHEAP no cubre la factura entera de los servicios públicos, pero puede ayudar en mantener tu hogar cómodo.  El beneficio de calefacción de LIHEAP es para ayudarte a pagar la calefacción de tu casa.  Por ejemplo, si tu calefactor funciona con gas, el programa contribuye hacia la factura de gas pero no a la de la luz. 

Quizá solamente puedas recibir un beneficio cada 12 meses, pero aún así puede tener un gran impacto en tus finanzas. 

Como parte del proceso de solicitud, quizá necesites compartir información de identificación y información financiera, incluyendo:

  • Facturas recientes de servicios públicos.
  • Recibos de pago recientes, o una declaración de ganancias y pérdidas si eres una persona auto-empleada.
  • Documentación de otros ingresos, como los beneficios del Seguro Social.
  • Una factura de arrendamiento o de impuestos prediales como prueba de tu domicilio.
  • El número del Seguro Social.
  • Un lista de las personas que viven contigo, su relación contigo, fechas de nacimiento e ingresos.
  • Una copia de un aviso de cierre del servicio público, si recibiste uno.
  • La información de tu proveedor de energía.

Si tienes dificultad con el sitio web de tu estado, o quieres ayudar a alguien que no sabe de computadoras, puedes llamar a la Referencia Nacional de Asistencia Energética (NEAR por sus siglas en inglés) de LIHEAP Clearinghouse a 1-866-674-6327 (TTY: 1-866-367-6228).

En Resumen:  Cuando la temperatura baja, los costos de calefacción pueden aumentar rápidamente.  No tienes que sufrir, y LIHEAP te podría ayudar proporcionando la asistencia financiera necesaria. Puedes buscar otros programas de asistencia adicionales usando una herramienta de búsqueda de Benefits.gov.  También, averigua los programas del estado y planes del pago o asistencia de tu servicio público local.

More From The Author

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *